Cristina Pérez.

Mi foto
Más que pájaros, tengo un campo de minas en la cabeza.

jueves, 7 de febrero de 2013

"Hoy voy a regalarte el sol".


Me gusta cuando vuelves sin haberte ido,
y me susurras boca a boca que no me has echado de menos,
porque me has llevado contigo sin movernos de esta habitación.
Bailarte las palabras siempre fue más divertido que bailarte el agua,
y es que yo no tengo ni puta idea de bailar, pero tropiezo.
Y mejor si es con tus pies.
Y mejor si caigo al suelo,
para que te tumbes conmigo,
y mirar a ninguna parte para vernos a nosotros,
ojo a ojo, 
                   en el techo, 
                                           flotando.
Como si la gravedad pasara de los dos. Y menos mal.

Que no me vengan a hablar de abismos
si eres tú el que se pierde en mis caderas por las noches,
y yo la que salta con los ojos abiertos y los puños cerrados
para que no se escapen los deseos que no pedimos.

Como si dar golpes al aire no fuera sinónimo de enamorarse.

Te puedo contar que las seis letras de tu nombre
son las seis letras con las que escribo la historia de mi huida,
pero prefiero que me rompas la boca contra la cordura;
ya sabes que las cuerdas sólo me gustan
cuando son para atarnos al muelle
antes de que parta el barco.

Sujétame el pelo, que aún me quedan muchos recuerdos con ron por vomitar.
Pero qué bonitos son los círculos viciosos cuando doy vueltas cogida de tu mano,
y qué bonito que tu risa sea mi vicio.


No sé si te lo he dicho ya, 
pero voy a pasarme 
el resto de mi muerte
lamiéndote las heridas
que yo misma te descoso,

y el resto de tu vida 
haciéndo(te) el amor.


Que lo de proclamar guerras se te da mejor a ti.
Y hay que ver cómo (me) ganas..



1 comentario:

Marisa dijo...

"Sujétame el pelo, que aún me quedan muchos recuerdos con ron por vomitar". Me ha encantado esta frase, y obviamente el poema entero. Me gusta mucho tu manera de escribir.

Un saludo desde http://retales-de-mis-noches-de-insomnio.blogspot.com.es/